XVIII Jornadas del Lechazo, una fiesta gastronómica en Aranda de Duero 0 1233

lechazo asado horno

Un año más, y con este son dieciocho, Aranda de Duero se prepara para celebrar sus XVIII Jornadas del Lechazo, una fiesta gastronómica abierta a todos los visitantes, en el que la oferta enogratronómica de esta capital de la Ribera del Duero, es la protagonista absoluta, durante todo el mes de junio.

XVIII Jornadas del Lechazo

Estas jornadas se organizan gracias a la colaboración entre el Ayuntamiento de Aranda de Duero, la Asociación de Hosteleros de Aranda de Duero y Ribera (ASOHAR), el Consejo Regulador de la D.O. Ribera de Duero, El Consejo Regulador de la IGP. Lechuga de Medina y la Ruta del Vino de Ribera del Duero, con el objetivo de seguir despertando el interés turístico de Aranda de Duero, sustentado en su potencial gastronómico, sus vinos y su patrimonio. Así, los nueve asadores de la localidad especializados en el uso del horno de leña han diseñado unos menús especiales basados en el asado del Cordero Lechas y derivados, a un precio único de 38 euros.

Acompañando un lechazo con vinos de la Ribera del Duero
Acompañando un lechazo con vinos de la Ribera del Duero

XVIII Jornadas del Lechazo

En la búsqueda de experimentar sensaciones, el característico aroma de la leña, los matices del vino en el paladar y las vistas de los monumentos de Aranda, estos tres pilares son el eje para el desarrollo de estas jornadas, ampliando la ya interesante oferta turística arandina.

Razones para visitar Aranda de Duero

Además de estas jornadas, Aranda destaca por poseer un parque de bodegas subterráneas excavadas de más de 7 kilómetros. Con túneles de tiempos de la edad media, en plena reconquista. Estas bodegas están por todo el casco histórico. Aunque normalmente no hay muchas visitables, durante este mes de junio habrá muchas más visitables, convirtiendo las Jornadas del Lechazo en una ocasión única.

Puente e Iglesia de San Juan Evangelista de Aranda de Duero
Puente e Iglesia de San Juan Evangelista de Aranda de Duero

Sin olvidarse del patrimonio arquitectónico “visible”, con esto nos referimos, lo que no está bajo tierra. Así destaca las iglesias de Santa María la Real y de San Juan, el Santuario de San Pedro Regalado o la iglesia de San Nicolás de Bari. Durante el 2014, tanto la iglesia de San Juan como Santa María la Real, acogieron la muestra de Arte Sacro de las Edades del Hombre “Eucharistia, por lo que están “recién” restauradas y es posible admirarlas en su máximo esplendor.

Fachada de Santa María la Real de Aranda de Duero
Fachada de Santa María la Real de Aranda de Duero

Pero en cuanto al patrimonio no religioso, destacan edificios singulares, como el Palacio de los Berdugo, donde se hospedó Napoleón en el año 1808. No sabemos si seducido por los vinos de la Ribera del Duero, pero si los hubiera catado, seguro que se hubiera llevado unas cuantas botellas.

Los restaurantes asadores participantes

Aunque Aranda de Duero es un lugar idóneo para disfrutar de un tapeo de lo más interesante, como ya te lo hemos contado en otras ocasiones, también un buen lugar donde sentarte a disfrutar de esos toques que solo un asado de lechazo, realizado en horno de leña; y acompañados con un vino de la Ribera del Duero y una lechuga de Medina pueden hacer al visitante tocar el cielo gastronómico.

Cada uno de los nueve asadores participantes ha elaborado un menú único, donde el elemento conductor ese ese lechazo asado, y en torno a él, multitud de propuestas culinarias, donde el producto y el buen hacer son esenciales.

Los nueve asadores son:

  • El 51 del Sol.
  • Asador El Ciprés.
  • Mesón El Pastor.
  • Restaurante Aitana.
  • Asador de Aranda – Mesón El Roble.
  • Mesón de la Villa.
  • Asador Casa Florencio.
  • Hotel Restaurante Montermoso.

El maridaje perfecto del menú lo aportará el vino D.O. Ribera del Duero y la Lechuga de Medina, potenciando el sabor de las propuestas y creando una armonía perfecta para los paladares más exigentes.

Y nos solo te quedes un día

Y ya que estas en Aranda de Duero, disfrutando de estos “templos gastronómicos”, no solo te quedes un día. Aprovecha y visita la zona. Puedes disfrutar de una interesante oferta enoturística en el área. Así, te hacemos la recomendación de alojarte en el Hotel Montermoso, puedes realizar aquí, o bien en la amplia oferta hotelera de Aranda de Duero y su entorno.

Museo del Vino Aranda de Duero
Museo del Vino Aranda de Duero

Desde ahí, puedes visitar entre otras, las Bodegas Valsotillo, el Valsotillo de la Ribera; el Lagar de Isillas, en la población de La Vid; La “Catedral del Vino” de Gumiel de Izán, o el precioso pueblo medieval de Peñaranda. Y ya puestos a desplazarte, tienes la opción de acercarte a Peñafiel; la otra capital de la Ribera del Duero y que complementa tu visita.

También te puede interesar

Previous ArticleNext Article
Ingeniero Industrial de vocación y profesión, he encontrado en los blogs la forma de plasmar mi pasión por los viajes, la gastronomía y los vinos. Especialmente los procedentes de Castilla y León

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículos más populares

Editor Picks